Translate

lunes, 13 de marzo de 2017

BRANDING SENSORIAL


Es  muy  antigüo  poner  olores,  sonidos,
 tactos  y  sensaciones  de  movimiento  en
 las  tiendas  para  asociar  los  productos
  y  hacer  que  el  cliente   los   vea   más
  familiares  y   compre.
Además  de  olores  y  música,  los  ultrasonidos,
 que  aunque  están prohibidos   como  los  
  mensajes  subliminales,  se  usan.
Hoy  las  pantallas  interactivas,   los
  Wi-Fis, y  mensajes  en  móviles   hacen
  que  el  cliente  recuerde   los   productos.
Las  Apps,  los  mensajes  y  las  redes  
 sociales  se  encargan  de  crear  nuevas
  sensaciones,   sin  contar   la   imaginación
  que  despiertan  con  las  historias   que
  llevan  incorporados   muchos   productos.

Incluso  se  hacen  los  productos  en  la
 misma  tienda  y  se  personalizan.
A  mayor  cantidad  de  sentidos  que
 se  impacten,  más  sensaciones  y  recuerdos
que  familiarizan  con  el  producto   y   más
  fácil   es   comprar.

Compramos  por  sensaciones  y   emociones
  y  pocas  veces   por   razones  ya  que   la
  descarga  de  hormonas  en  el  acto  de   la
  compra,  nos   hace   sentirnos   bien,  aunque
  sólo  sea  un  momento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comentario y procura no ser ofensivo conmigo, solo intento aportar mi granito de arena, estoy abierto a diferentes opiniones y sugerencias, muchas gracias.