Translate

domingo, 12 de abril de 2020

FORTITER IN RE

Fortiter in re, suaviter in modo.
Fuerte en los principios, suave en su aplicación.
Es una norma muy antigüa del pueblo romano.
Hay que ser como dicen los chino, como el bambú que crece  muy recto y nunca se quiebra ante ningún vendaval.
El secreto está en las raíces,  los cimientos y la fibra de la que se alimentan.

Igual pasa a las personas. Nuestra fortaleza depende de nuestros cimientos,  educación, orden, respeto, sacrificio,  humanidad....y sobretodo el alimento diario de honestidad y todas las buenas cosas que puede hacer un ser humano.
Adversidades y problemas son vendavales que si estamos bien formados, al igual que el bambú, nunca nos van romper.
Pero tanto la cimentación como la alimentación diaria, no se improvisan.  Si el barco no está preparado para las galernas  se hunde.
Y no depende del tamaño.  Un pequeño velero es más seguro que un gran barco. La razón es que el velero aprovecha el viento y para no volcar lleva como equilibrio una quilla que le hace incluso poniendose horizontal con las olas y si tiene todas las escotillas cerradas, el agua barre la cubierta pero vuelve a ponerse recto y seguir navegando,  mientras que un barco, como el pesquero del estrecho de Gibraltar de hace unos años que se pararon los dos motores y las olas lo volcaron y hundieron.
De cada uno depende la seguridad y estabilidad en la vida.   Buenos principios y buena limentación  de los mismos.
Y esta seguridad en uno mismo es la base de toda comunicación, tanto di quieres vender o gestionar ideas de servicio. Asi te ven, así te creen. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deja tu comentario y procura no ser ofensivo conmigo, solo intento aportar mi granito de arena, estoy abierto a diferentes opiniones y sugerencias, muchas gracias.